Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Una persona experta o con más recorrido en el camino del haiku comenta algunos haikus del taller como medio de aprendizaje y herramienta pedagógica para los miembros del foro.

Moderador: Gorka Arellano

Avatar de Usuario
litago
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 1106
Registrado: 16 Abr 2012, 12:46
Ubicación: Sevilla

Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por litago »

Estimados compañeros de Paseos:

Antes que nada quiero agradecer a mi amigo Grego y a sus colaboradores el haber pensado en mí para llevar a cabo una tarea como ésta, figurando al lado de nombres que tanto significan para mí dentro del haiku como son los de Mercedes y Susana.

Como ellas, también debo mencionar que de ningún modo acepto calificativos del tipo de “experto”, o similares, y no por falsa modestia, sino sinceramente por falta de conocimientos y recorrido. Sí espero, en cambio, poder aportar algo como aficionado al haiku desde hace ya un buen puñado de años. Eso sí, mi aportación sólo puede provenir de un punto de vista honesto y personal, y no puede pretender arrastrar ninguna carga academicista o nada similar.

Permitidme, pues, comenzar mi análisis con un pequeño preámbulo para hablar de aquello que con los años se ha colocado para mí en el primer lugar de todas las cualidades que aprecio en un haiku.

Yo entiendo el haiku como un ejercicio de cortesía. El haijin ha percibido, ha experimentado, ha sentido, ha recogido algo que cree que merece la pena ser ofrecido a otros bajo la forma de un haiku. Bien. Esta dádiva no puede hacerse de cualquier manera. El receptor de lo dado ha de formar parte del trasvase, y es por eso que hemos leído muchas veces a los clásicos que un haiku no ha de decirlo todo. Mucha gente es sensible a este precepto, pero lo observa, según mi opinión, de un modo equivocado; es decir, ofrece a los lectores haiku “interpretables”, cuyo resultado es frases en los lectores del tipo “para mí este haiku quiere decir…”. A mi modo de ver, esto no es así, y un haiku debe tener un sentido inequívoco para todo lector; sólo es que su sentido debe ser difuso, velado, claroscuro.

Para no liar mucho las cosas, sobre todo como cuanto en este caso, realmente se trata de algo muy sencillo, voy a valerme de un ejemplo cotidiano: efectuar un regalo convencional. Supongamos que queremos regalar algo a alguien, por ejemplo una estilográfica. Apuesto a que estáis de acuerdo conmigo en que de estas cuatro posibilidades, tres os parecerán anómalas y una, normal:

1) Nos acercamos a la persona a la que le queremos regalar la estilográfica y, aunque no la hayamos estrenado ni nada, se la ofrecemos sin papel de regalo y ni tan siquiera estuche y le decimos “toma, una estilográfica que te doy”
2) Le ofrecemos un paquete endiabladamente atado, con un papel plasticoso e irromplible, rematado además con dos vueltas de cinta para embalajes, de manera que, después de varias horas de intentar abrirlo, quizá cuando ya no estemos delante, esa persona opta por tirar el paquete a la basura y olvidarse de él y de lo que pudo o no pudo contener.
3) Le ofrecemos un paquete con un papel de un hermoso diseño, con una lazada elegante, que se abre completamente con sólo tirar de un extremo, y dentro hay una tarjetita manuscrita con una dedicatoria, justo al lado de un estuche precioso y, al abrirlo… ni hay estilográfica ni hay nada: está vacío.
4) Le ofrecemos un paquete con un papel de un hermoso diseño, con una lazada elegante, que se abre completamente con sólo tirar de un extremo, y dentro hay una tarjetita manuscrita con una dedicatoria, justo al lado de un estuche precioso y, al abrirlo esa persona encuentra una magnífica estilográfica, la cual, imaginemos, podría ni siquiera ser nueva, sino tu estilográfica favorita y que esa persona lo supiese.

Personas más conocedoras que yo de la cultura japonesa os encontraréis en esta página, pero, por lo que sé, así es como se regala en Japón con procedencia. Y cuando yo he sido agasajado por japoneses, han conseguido honrarme mucho a base de respetar estos sencillos detalles, no siendo el menos importante que yo participe, que yo abra el papel, que yo descubra el regalo y me sorprenda, y me conmueva, y me sienta más vinculado a esa persona, más cómplice. Y como he dicho, para mí el haiku es una suerte de de dádiva.

Disculpadme, queridos amigos, esta introducción, si no ha sido tan breve. He decidido incluirla como preámbulo en los comentarios porque este aspecto será primordial para mis opiniones. Y sin más, comienzo.
ANIKO

Luna llena
Los niños juegan
a pisar sus sombras
Un buen comienzo de la colección, sin duda. Me llega el candor que el haijin quiere transmitir, la grandiosidad que va desde un cuerpo celeste hasta un juego infantil, la oscuridad parcial de la noche mezclada con la luminosidad de los niños. En adelante no me detendré en aspectos formales, pero en este haiku observamos una disposición clásica (muy útil por ejemplo para que sigan los principiantes): primeras sílabas para ambientación, siguientes sílabas para presentar la acción o los protagonistas, últimas sílabas para una conclusión. Todo ello con un lenguaje sencillo, tanto que parece que nos dicen sin decir apenas.
LUEZEI

Noche de apagón;
de pronto en la vereda…
unas luciérnagas!
Supongo que el autor quería compartir con los lectores la sorpresa, la congratulación con el hecho de observar esas lucecitas verdes, quizá un contraste entre la iluminación civilizada y un ejemplo de luces naturales… Todo está bien, quizá todo está conseguido, pero… le falta algo. Con toda humildad y cariño, me parece un ejemplo 3 de los relatados arriba; tras abrir el paquete encuentro que le falta contenido. Un posible origen de este problema, y que afecta a principiantes y veteranos, es sucumbir a la tentación del “momento estelar” de la existencia, es decir, momentos dirigidos por tópicos de la belleza y de lo positivo.


MIRTA GILI

sin aves…, la bignonia
con el color
que le da la lluvia


Desconocía qué planta era la bignonia y lo he comprobado porque quise. No lo necesitaba para que este haiku fuese uno de los que más encanto contiene, para mi gusto, de toda la colección. Porque, efectivamente, si uno no sabe qué planta es esa, no importa, porque se imagina una que sí conoce (la buganvilla, por ejemplo, que tiene un nombre que suena parecido) y el efecto de cómo el agua de la lluvia, al caer sobre flores y hojas secas, cambia su color. Me confunde qué ha querido decir “sin aves”; no sé si se fueron por la amenaza de lluvia, si la bignonia suele estar llena de aves, o si al autora haría mejor en buscarse lectores más instruidos en botánica ;)

GE-ÉRGON

El sonido verde
de la lluvia en las hojas.
Graznan los grajos
Mmm. Pese a las voces blancas de los patos y algún otro ejemplo clásico, la verdad es que no sé cómo encajar la sinestesia en el haiku. Sobre todo porque imagino que se podría endosar un adjetivo sonoro a la situación -el sonido tenue, el sonido apagado, el sonido…- sin que perdiese significado. Quizá el autor podría comentar algo al respecto.

MARGA

Cruzando el cielo
bandada de estorninos
en sincronía

Amanecer.
Bandada de estorninos
cruzando el cielo



Imagino que cuando desde paseos me hacen llegar dos versiones de un haiku es porque ha habido dudas, debate, etc. Yo creo que en estos casos, salvo patinazos evidentes acerca de los que nos puedan llamar cariñosamente la atención nuestros compañeros, todo depende de la honestidad del haijin, de un proceso retrospectivo, de un preguntarse “¿fue ésto o fue lo otro lo que me llevó a escribir este haiku?”. En este caso concreto, nos gustaría saber qué pesó más a la hora de decidirse a escribir este haiku, ¿la hora temprana o la formación de las aves? Si fuese esto último, en lugar de emplear “sincronía” –palabra bellísima pero no demasiado frecuente- quizá hubiese una manera más llana de decirlo.

HITOTSU

Media luna.
Las flores de navidad
todavía frescas


Lo cierto es que –y puede ser defecto mío- no consigo “abrir” este haiku, no sé qué hay dentro. Se me escapa si desde la navidad hasta esa fase de la luna ha pasado demasiado tiempo como para que las flores estén o no todavía frescas. Me llega como encriptado en exceso. Con toda mi humildad y mi respeto, diría que este haiku se acerca al tipo 2. Pero insisto, quizá sea yo como lector el que no sepa abrirlo. Nunca se sabe.


MARY

Riego mañanero.
Dando vueltas la sombra
de una golondrina


Me gusta este haiku. Es el segundo de la colección, junto con el primero, en el que interaccionan sombras y acción. El haiku agradece el lenguaje llano, en el que encaja mejor “mañanero” que “matutino”. Es un haiku sencillo y eficaz (dos cualidades que en este mundo suelen ir de la mano) que lleva dentro frescor y promesa.


DESTELLOS

Valla tumbada;
en la acequia esparcidas
las algarrobas

primeras luces…
en la acequia esparcidas
las algarrobas



En mi opinión, aquí todo depende de lo que el haijin nos quiere ofrecer. ¿Una valla tumbada significa que alguien ha tumbado la valla para robar las algarrobas, algún animal para devorarlas? Lamentablemente, no es el algarrobo propio de mi tierra, así que, lo siento, pero me estoy perdiendo algo. Aún así, insisto, depende de lo que el haijin nos quiera transmitir, qué fue más importante a la hora de captar su atención, si el amanecer o si la valla tumbada.


Y acabo aquí mis comentarios. Espero que os resulten instructivos, que no causen molestias, pues han sido formulados con intenciones del todo respetuosas, y que no les deis tampoco más crédito del que se merezcan.

Un saludo a todos y nos vemos por ahí, en las veredas del haiku.

LC
Con viento de otoño
recojo una piedra.

Santôka

Avatar de Usuario
marga
paseante
paseante
Mensajes: 250
Registrado: 30 Nov 2014, 19:08
Ubicación: Valencia
Contactar:

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por marga »

Muchas gracias Luis, también a los compañeros que expresaron su opinión. Tu comentario viene justo en el momento en el que ando descubriendo la tentación, en la que caigo muchas veces, de convertir haikus en poemas. Estoy más acostumbrada a escribir éstos y a veces trato de expresar la emoción del instante utilizando palabras que carecen de la sencillez que un haiku requiere. Realmente el motivo del haiku fue esa capacidad de volar juntos formando esas nubes negras de estorninos cruzando el cielo. El asombro, nuevamente, lo he reflejado en otro haiku de Enero ("juntos"). Mayor si cabe, viéndolos volar todavía más juntos bajo la lluvia.
:chino
"Trabajamos el vacío y la nada para alcanzar el ser, gritamos el silencio buscando el sonido. Contenemos el espacio insondable en un trozo de papel, y derramamos lluvias torrenciales en la pulgada del corazón". LU JI (261-302)

Avatar de Usuario
Gorka Arellano
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 7000
Registrado: 25 May 2012, 08:27
Ubicación: Navarra (España)
Contactar:

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por Gorka Arellano »

Muchas gracias por los análisis, Luis, que nos ayudan a seguir corrigiendo... En cuanto al haiku que me toca te comento lo mismo que comenté a mis compañeros. "Estaba lloviendo sobre unas hojas verdes muy anchas... y hubo un momento en que el sonido y el verdor de las hojas en el prado se mezclaron..."

El sonido verde
de la lluvia en las hojas.
Graznan los grajos.

Luego se me ocurrió dejar esta versión:

Lluvia de otoño
sobre las hojas verdes
graznan los grajos.

De todas formas también creo ahora como Mavi, que no es una sinestesia adecuada. Ella me comentó lo siguiente en el rincón del haiku: "No es una sinestesia muy afortunada, Gorka, (a mí me ha recordado el sonido de los semáforos al pasar a verde) pero a menudo una impresión de este tipo acaba dando un haiku magnífico".
Y me aconsejo esto:

El verdor
sonando con la lluvia…
Graznan los grajos.

En este caso, la sinestesia está más sugerida, es más tenue...
"No es el universo el que necesita mejora, sino su modo de mirar."
Nisargadatta

Avatar de Usuario
MirtaGili
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 1586
Registrado: 22 Sep 2008, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por MirtaGili »

litago escribió:
MIRTA GILI

sin aves…, la bignonia
con el color
que le da la lluvia


Desconocía qué planta era la bignonia y lo he comprobado porque quise. No lo necesitaba para que este haiku fuese uno de los que más encanto contiene, para mi gusto, de toda la colección. Porque, efectivamente, si uno no sabe qué planta es esa, no importa, porque se imagina una que sí conoce (la buganvilla, por ejemplo, que tiene un nombre que suena parecido) y el efecto de cómo el agua de la lluvia, al caer sobre flores y hojas secas, cambia su color. Me confunde qué ha querido decir “sin aves”; no sé si se fueron por la amenaza de lluvia, si la bignonia suele estar llena de aves, o si al autora haría mejor en buscarse lectores más instruidos en botánica ;)

LC
Hola Luis, sorpresa de encontrarte por aquí.

Se trata de una bignonia muy particular y seguramente por eso en ella suceden cosas peculiares. Ha cubierto la pared trasera de una clínica abandonada ascendiendo hasta el tercer piso y ocupa toda un ala del edificio (trasladándose ya al siguiente)

Su tamaño hace que los sonidos, los colores, se multipliquen... y es el lugar elegido por decenas de aves, quizás llegen a una centena, como lugar para el sueño.

En ese momento no se oían ni las voces, ni el aleteo de las aves... conmovía el verde oscuro...

Para que toméis dimensión de lo que digo, adjuntaré un par de fotos


https://fbcdn-sphotos-f-a.akamaihd.net/ ... ca4a591608

Aquí podrán ver el tamaño... lo que está detrás, sobre la derecha es la casa del vecino, se puede comparar la altura

https://scontent-a-mia.xx.fbcdn.net/hph ... e=555B4900

Gracias, Luis, por valorar este momento... me brinda incontables en el año

Saludos

Avatar de Usuario
LuisCarril
paseante novat@
paseante novat@
Mensajes: 25
Registrado: 20 Jun 2006, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por LuisCarril »

Hola Marga.

El tema de tu haiku es, pues, el asombro que te causó ver a la bandada volar juntos, formando esas nubes como cambiantes que forman los estorninos. Bueno, pues es un buen comienzo. De todas formas, yo creo que deberías ahondar más en tu corazón (perdón por la cursilería). Es decir, tu asombro era "¡hala, fíjate en esa bandada!" o había algo más. Lo digo porque a tu haiku, aún teniendo más claro el tema, le falta algo; es un poco como una mini-descripción. ¿Qué me llevo como lector al abrir tu regalo?

Avatar de Usuario
LuisCarril
paseante novat@
paseante novat@
Mensajes: 25
Registrado: 20 Jun 2006, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por LuisCarril »

Hola, ge-érgon.

No sé. Existen unas convenciones sensoriales (un ruído es agudo o grave, una fruta es ácida o dulce...) que de pronto se rompen con la sinestesia, pero ¡de un modo tan subjetivo!, ¿no? Es difícil transmitir o comunicar cuando se desatiende a la convención.

Por otra parte, es mucho más difícil todavía estar en desacuerdo con Mavi en algo referido al haiku. ¡Qué bien le ha atinado, qué bien lo ha construido con esos materiales, qué bien ha "resuelto"!

El verdor
sonando con la lluvia…
Graznan los grajos.

Aquí entiendo que no hay sinestesia, pues el verdor se puede entender como un sustantivo, equivalente a "la floresta", "el follaje", etc. Y es una cosa que efectivamente puede desprender un sonido si, por ejemplo, le llueve encima.

Avatar de Usuario
LuisCarril
paseante novat@
paseante novat@
Mensajes: 25
Registrado: 20 Jun 2006, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por LuisCarril »

Algo más o menos así imaginaba, Mirta.

Y no, gracias a ti por rescatar ese momento y ofrecérnoslo.

Avatar de Usuario
Hitotsu
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 2309
Registrado: 25 Ago 2008, 01:00
Ubicación: Comodoro Rivadavia. Chubut, Argentina
Contactar:

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por Hitotsu »

Media luna.
Las flores de navidad
todavía frescas


Lo cierto es que –y puede ser defecto mío- no consigo “abrir” este haiku, no sé qué hay dentro. Se me escapa si desde la navidad hasta esa fase de la luna ha pasado demasiado tiempo como para que las flores estén o no todavía frescas. Me llega como encriptado en exceso. Con toda mi humildad y mi respeto, diría que este haiku se acerca al tipo 2. Pero insisto, quizá sea yo como lector el que no sepa abrirlo. Nunca se sabe.

Estimado Luis Carril: aprecio mucho tu crítica constructiva. Ahora paso a comentar la vivencia que dio lugar al haiku.
Debo señalar que en Argentina llamamos flores de "navidad" a las flores denominadas agapanto.
El día 25/12/14 a la madrugada y con luna en cuarto menguante visualicé las agapanto, muchas semisecas y pocas florecidas (todas igualmente bellas). Generalmente florecen para navidad, pero en este caso había sucedido con anterioridad.
Tengo claro que la acepción flores de navidad dió -y dá- lugar a un mal entendido. Trataré de "desvelar" al haiku. Ojalá pueda lograr que sea menos enigma para vos Luis, para mi y especialmente para el resto de los lectores.
Un abrazo. Hitotsu
Respiro haiku.Plenitud

Avatar de Usuario
LuisCarril
paseante novat@
paseante novat@
Mensajes: 25
Registrado: 20 Jun 2006, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por LuisCarril »

Ajá, Hitotsu, entendido mejor ahora. Como ves, el receptor también tenía su parte de responsabilidad en la falta de conexión con este haiku. No tenía ni idea de lo que eran esas flores de navidad.

Un saludo.

Avatar de Usuario
mary
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 5414
Registrado: 16 Feb 2009, 01:00
Ubicación: en Patagonia Argentina --- Santa Cruz
Contactar:

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por mary »

Riego mañanero.
Dando vueltas la sombra
de una golondrina[/center][/b]

Me gusta este haiku. Es el segundo de la colección, junto con el primero, en el que interaccionan sombras y acción. El haiku agradece el lenguaje llano, en el que encaja mejor “mañanero” que “matutino”. Es un haiku sencillo y eficaz (dos cualidades que en este mundo suelen ir de la mano) que lleva dentro frescor y promesa.



Muchas gracias por el comentario, Luis. Todo sirve de aprendizaje :chino


un abrazo
Mary

Avatar de Usuario
Aniko
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 1525
Registrado: 27 Jun 2008, 01:00
Ubicación: Córdoba, Argentina

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por Aniko »

Hola, Luis. En primer lugar, muchas gracias por tu tiempo y el concienzudo análisis de los Haiku seleccionados por Litago. También quiero darte las gracias por tu análisis de mi haiku. En realidad me ha sorprendido gratamente tu comentario por lo bien explicado y la sensibilidad ante lo que quise trasmitir., más allá de todo lo que nos haces ver -a veces ni nosotros mismos lo tenemos tan claro .Leer los análisis que hacen de los distintos Haiku escritos por nosotros nos ayuda a seguir creciendo en este camino que hemos elegido.También quiero agradecerte el respeto y la seriedad con la que te has expresado.
:chino :chino

:feliz2:
Sòlo tenemos el aquì y el ahora.

Avatar de Usuario
Destellos
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 5335
Registrado: 26 May 2012, 18:50

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por Destellos »

Estimado Luis, muchas gracias por tu análisis, me ha gustado mucho el ejemplo de esa pluma, muy ilustrativo.
En cuanto a mi haiku, la verdad es que desde el principio intenté transmitir el abandono del bancal ,parece que no lo conseguí y si que hubiera una relación causal tipo el viento que tira la valla también las algarrobas... intentaré trabajar un poco más este haiku.

Muchas gracias y un abrazo :chino
Caen las hojas...Dentro, en lo profundo Contemplo al Budha. (Santoka)

Avatar de Usuario
Luezei
super paseante
super paseante
Mensajes: 924
Registrado: 21 Nov 2011, 23:40
Ubicación: Buenos Aires

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por Luezei »

Estimado Luis,muchas gracias por tu predisposición para analizar estos "intentos de haiku" que enviamos al foro de Paseos; toda opinión es bienvenida,siempre se aprende de quienes están en esta senda desde hace más tiempo del que tal vez estemos varios de nosotros.En cuanto al análisis del que haces del mio, solo una cosa te quiero mencionar,en realidad,no tuve intención de hacer un contraste entre el tipo de luz artificial,(creada por el hombre) y la del bichito.Esa noche de total oscuridad,aparecen sorpresivamente no más de dos o tres luciérnagas,las únicas luces en ese momento,obviamente me sentí sorprendido por ese hecho.Solo eso, sin ánimo de refutar nada.Si el ejemplo que envié es o no un haiku no lo puedo discutir,no me creo con la suficiente capacidad.

Un cordial saludo.

Avatar de Usuario
LuisCarril
paseante novat@
paseante novat@
Mensajes: 25
Registrado: 20 Jun 2006, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por LuisCarril »

Aniko, no hay por qué dar las gracias. En todo caso a ti por compartir ese haiku con nosotros. Y un hecho como éste de publicar haiku, de exponerse en público, a las críticas de los demás, a las tan inmerecidas mías en concreto, le vuelve a uno más respetuoso y serio de lo que suele ser por costumbre :lol:

Avatar de Usuario
LuisCarril
paseante novat@
paseante novat@
Mensajes: 25
Registrado: 20 Jun 2006, 01:00

Re: Análisis de haikus de diciembre por Luís Carril

Mensaje por LuisCarril »

Lo mismo te digo, Destellos, gracias a ti en todo caso. Y si mi peñazo previo análisis te resulta ilustrativo, entonces respiro tranquilo: ha servido de algo.

En cuanto a tu haiku, dos cosas.

Primera) los haiku, sencillamente, no tienen por qué salir a la primera. Ni quevedos, ni cervantes, ni shakespeares, ni nadie es infalible a la hora de expresarse.

Segundo) No falla. Cuando alguien se explica en prosa en relación a un haiku al que no le atina, en esa explicación siempre aparecen palabras o conceptos clave que en cambio no están en el haiku. ¿Puede ser abandono una de esas palabras o conceptos?

Responder